Muy comúnmente se escuchan términos tales como “proyecto”, “anteproyecto” o “proyecto ejecutivo” aplicados de manera indistinta a proyectos arquitectónicos que tienen distintos niveles de complejidad y que abarcan un mayor o menor número de planos de diversas disciplinas; por lo que es importante definir qué tipos de proyectos arquitectónicos existen y sobre todo cuáles son sus alcances.

1- Concepto arquitectónico

Es la primera aproximación gráfica al planteamiento de un proyecto arquitectónico, justo después de haber elaborado un programa arquitectónico, normalmente ésta aproximación se hace de dos maneras distintas, una basada en las formas e imaginando la visión final del proyecto, a la cual llamaremos aproximación formalista; y la otra, basada en los espacios arquitectónicos ya evaluados previamente, estructurándolos en base a sus relaciones, a la cual llamaremos aproximación funcionalista. La elección de uno u otro método depende del arquitecto, su formación académica y el método de trabajo al que esté mas acostumbrado. También es común que ambos métodos se combinen en mayor o menor medida a lo largo del desarrollo de un concepto arquitectónico.

Los dibujos de concepto se elaboran normalmente en papel a mano alzada sin herramientas, aunque recientemente hay arquitectos que emplean tabletas y dispositivos electrónicos para emular la acción de dibujar sobre una hoja de papel.  Éstos dibujos no emplean escala, medidas o áreas, sino que son aproximados, por lo que el arquitecto requiere de usar su imaginación y sentido artístico para elaborarlos.

2- Anteproyecto

Con un concepto básico ya en mente se puede pasar a elaborar los primeros planos con escalas y medidas que conforman el anteproyecto. En el anteproyecto ya se empieza a ver cómo inciden en el diseño elecciones fundamentales tales como los materiales o sistemas constructivosque se piensa emplear para ejecutar la obra. Así mismo los espacios arquitectónicos ya aparecen definidos con sus tamaños correspondientes y los componentes estructurales tales como muros, columnas, cubiertas y entrepisos ya ocupan un espacio propio. El anteproyecto proporciona una visión completa sobre la forma de una edificación y normalmente los planos que lo componen consisten en:

  • Plantas arquitectónicas, con puertas y ventanas, siendo opcional el mobiliario
  • Fachadas, normalmente 4
  • Uno o dos cortes para apreciar los niveles tanto de la construcción como del terreno en que se asentará

Opcionalmente, también se incluyen modelos 3D con una volumetría sencilla del exterior, sobre todo en proyectos en los que existe un concepto arquitectónico formalista, así como un presupuesto preliminar; ya que muchas veces el cliente no encarga un sólo anteproyecto, sino que convoca a varios arquitectos o constructores, de entre los cuáles se elegirá la propuesta mas adecuada para continuar su desarrollo y construir el proyecto.

3- Proyecto Ejecutivo

Cuando está decidida la forma de la edificación en el anteproyecto, lo que sigue es irla detallando, lo que aumenta los alcances del proyecto; llegando así a convertirse en un proyecto ejecutivo, es decir, el proyecto que se empleará para ejecutar la obra. Dependiendo el giro de la edificación, el tipo de materiales que serán empleados en su construcción y los sistemas e instalaciones que operarán en ella; se producirá una serie de planos que traten en detalle cada disciplina. Un proyecto ejecutivo comúnmente comprende planos y documentos de las siguientes disciplinas:

  • Planos Arquitectónicos (Plantas, Fachadas y Cortes)  que incluyen mobiliario, decoración y ambientación
  • Acabados y Decoración (Plantas, alzados interiores y detalles de pisos, plafones y obra falsa)
  • Canceleria, Puertas y Ventanas (Detalles y cédulas)
  • Estructuras (Plantas, cortes, secciones de componentes estructurales y detalles constructivos)
  • Instalaciones Hidrosanitarias (Trazo de tuberías en planta y corte, Isométricos y detalles de muebles y aparatos sanitarios)
  • Instalación Eléctrica (Trazo de canalizaciones, diagrama de cableado, ubicación de salidas, luminarias, tableros, etc.)
  • Instalación de Gas (Trazo de tuberías en planta e Isométrico)
  • Instalaciones Especiales (Sistemas de seguridad, elevadores y escaleras eléctricas)
  • Urbanización y Paisaje (Secciones de calle, traza urbana, plano de sembrado)
  • Modelo 3d renderizado y detallado (Vistas Fijas y Video de Recorrido)
  • Memoria de cálculo estructural
  • Presupuesto (Análisis de precios unitarios, cuantificación de partidas, diagrama de Gantt o “barras” para medir avance de obra)

El objetivo del proyecto ejecutivo es plasmar en planos con medidas precisas el mayor número de detalles posible para asegurar que una obra se construya con la calidad necesaria y con el mayor apego posible a lo que se ha considerado en su diseño, lo que aumenta considerablemente la complejidad de los planos en comparación al anteproyecto; por lo que una buena opción es encargar a terceros la elaboración o maquila de planos de diversas áreas y disciplinas, lo que ahorra tiempo y agiliza la obra; ya que el proyecto ejecutivo suele sufrir modificaciones de acuerdo a la evolución del proceso constructivo.

4- Proyecto Final

Conforme la construcción de un proyecto avanza, se van plasmando en el proyecto ejecutivo las modificaciones que se le hacen al diseño durante la obra para mejorarlo y se llega a los planos finales que muestran el proyecto tal cual quedó construido. Éstos planos suelen denominarse “as-built”, lo que en inglés siginifica “como está construido”. Es muy importante dedicarle tiempo a la elaboración y terminado de éstos planos; guardándolos cuidadosamente, ya que tienen diversas funciones, entre las que destaca:

  • Trámite de permisos y licencias
  • Diseño de planes de contingencia
  • Diseño de sistemas de señalización (Wayfinding)
  • Elaboración del plano catastral
  • Referencia futura para trabajos de conservación, ampliación, remodelación, etc.

1 Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *